Después de que haya terminado el mejor campeonato de la historia en una de las mejores olas del planeta estamos antes la posibilidad de un hecho sin precedentes. Que un brasilero sea campeón mundial de surf.
En las últimas horas he visto y escuchado cosas en contra del surf de Brasil y del hombre en cuestión, Gabriel Medina, cosa que no puedo entender.  Como competidor del Circuito Mundial he visto muchísimos fallos en contra de los brasileros y los latinos que nunca pude comprender y ahora disfruto que haya un chico de nuestro continente como nro 1 del mundo. Si Medina logra el título no tengo dudas que va a fortalecer nuestra región y todos saldremos favorecidos. Pueden haber personas que les guste más o menos el surfing de este chico de a penas 21 años pero que haya sido el mejor del año, eso no caben dudas.
Kelly Slater, muy hábil en estos casos, ha salido hablar maravillas de Gabriel y decir que además de ser un fanático de su surf le va a ser casi imposible dar vuelta la historia en su favor. Un halago para Medina o presionar aún más a un chico de 21 años que tiene un país atrás en busca del objetivo. Claramente la segunda opción.
De los 4 eventos que restan para terminar la temporada Gabriel Medina es favorito en 3. Lowers en California es una de sus olas preferidas y he visto poco surfistas que hagan lo que él hace allí. Los beach breaks de Francia y Portugal son otras dos olas que se adaptan perfectamente a su surf rápido y de maniobras aéreas. Lo que sería muy peligroso es que Gabriel llegue sin el aire necesario a la última etapa: el Pipe Master en donde hay varios surfistas que están por encima de su nivel.
Los brasileros están ante una oportunidad única. Nunca antes un surfista de ese país había estado tan cerca del título. Espero que Medina soporte la presión. Hasta ahora lo viene haciendo increíblemente. ¡Vamos Gabriel!
 

http://gzero.tv/1MeLHlF