Skate patagónico: de Tour por la ruta de los 7 lagos

La Patagonia en invierno no es solamente snowboard. Un viaje de skate diferente y paradisíaco.

Este fue un tour diferente, un tour inesperado con un destino bastante particular para ir a andar en skate. Como todos los años yo tenía planeado viajar a Barcelona para escaparme del crudo invierno de Buenos Aires, de repente surgió modificar los planes y en vez de viajar a Barcelona se dio de irme a Estados Unidos a visitar el skatecamp y la empresa de ELEMENT BRAND.

A un mes del viaje a USA , el dólar se fue por las nubes y tuve que cancelar completamente todo, quedándome sin viajar a dos de los mejores lugares del mundo para patinar. Una semana después de la cancelación del viaje a USA, me llamó Germancito (de Gravedad Zero) con la idea de ir al sur a filmar una nota de skate recorriendo la Ruta de los 7 Lagos de la mano de Facu Vial Sotomayor, skater y snowboarder local de San Martín de los Andes. Le comenté a Germán que necesitaba hablar con Element para realizar el viaje y que si ellos me ayudaban en concretar esta movida, le decía que sí a emprender viaje hacia el sur Argentino. Por suerte salió todo redondo y emprendimos 1600km en camioneta. Germán solo escucha música instrumental y no toma mate… ¡fueron los 1600km más largos de mi vida!

Cuando llegamos a San Martín, nos instalamos y fui a conocer a Facu para charlar un poco este recorrido que íbamos a realizar por la Ruta de los 7 lagos y pensar que inventábamos con el skate ya que había mas nieve, hielo y piso mojado que asfalto. El día que activamos el viaje por esa ruta, primero fuimos a rescatar muchos terciados por el GYM donde Facu da clases de skate. Estábamos convencidos de que esas maderas nos iban a ayudar para inventar algo para patinar. Luego de rescatar las maderas emprendimos viaje desde muy temprano.

Las condiciones por la ruta no eran nada favorables a esas horas, aunque gracias al maestro de Fer Natalucci y su mano de filmmaker pudimos realizar unas tomas bastante copadas. Al mediodía, una vez que había aparecido el sol, pudimos encontrar al lado de un paisaje increíble, con mucho verde, lago y nieve, unos guardarais perfectos para poder patinar. Justo en ese spot conocimos a unos viajeros que se les había roto la casa rodante y estaban viajando desde rosario hasta Alaska. El viajero también patinaba y junto con su motosierra nos ayudó a cortar unos troncos caídos y así pudimos inventar spots bastante flasheros en la mitad de la ruta entre San Martin y Villa La Angostura. Después de esa parada donde patinamos como 2 horas o más, seguimos viaje por la ruta para ver que más podíamos encontrar. No tuvimos tanta suerte… ¡en plena temporada de invierno lo que más encontrás en el sur es el piso mojado! Igualmente pudimos disfrutar de un día espectacular entre paisajes, colores y mucho mucho skate.